Bienvenidos a nuestra página con temas provenientes de documentos de la Iglesia, de escritos de los santos, y de autores clásicos y contemporáneos; donde también aparece algo de nuestra humilde autoría. Vengan regularmente; aquí siempre encontrarán palabras de vida eterna

Lectura orante del Evangelio del 28 de Diciembre - Los Santos Inocentes: Mateo 2,13-18


Bendice nuestras mentes y nuestros corazones, Señor, para que con el auxilio de tu Espíritu Santo podamos leer y orar tu santa Palabra. Amén.

1. Lectura

a) Texto del día

Mateo 2,13-18: Después que los magos se retiraron, el Ángel del Señor se apareció en sueños a José y le dijo: «Levántate, toma contigo al Niño y a su madre y huye a Egipto; y estate allí hasta que yo te diga. Porque Herodes va a buscar al Niño para matarle». Él se levantó, tomó de noche al Niño y a su madre, y se retiró a Egipto; y estuvo allí hasta la muerte de Herodes; para que se cumpliera el oráculo del Señor por medio del profeta: «De Egipto llamé a mi hijo».

Entonces Herodes, al ver que había sido burlado por los magos, se enfureció terriblemente y envió a matar a todos los niños de Belén y de toda su comarca, de dos años para abajo, según el tiempo que había precisado por los magos. Entonces se cumplió el oráculo del profeta Jeremías: «Un clamor se ha oído en Ramá, mucho llanto y lamento: es Raquel que llora a sus hijos, y no quiere consolarse, porque ya no existen».

b) Contexto histórico y cultural

El Evangelio de Mateo narra que unos magos de Oriente habían llegado a Jerusalén, atraídos por una estrella que les indicaba el nacimiento del rey de los judíos. El rey Herodes, padre del Herodes de los tiempos de la adultez de Jesús, aunque era un títere de los romanos, era un individuo sanguinario y cruel en extremo. Es por ello, que considerando que su posición estaba amenazada, indaga sobre ese "rey de los judíos" que le han dicho que había nacido; al no poder encontrarlo, ordena la matanza de los inocentes niños hasta cierta edad y de una región específica, de acuerdo a los datos obtenidos de los sumos sacerdotes y de los escribas especialistas en las escrituras proféticas.

2. Meditación (para leer lenta y pausadamente; deteniéndose a meditar y saborear cada palabra, cada verso y cada estrofa, relacionándolos con el Evangelio del día y con nuestra vida)

Santos inocentes

Eran santos inocentes,
niños de muy temprana edad,
que en la redada de maldad
de un malvado inclemente
que por un celo indolente
por lo que creía su heredad
asesina con gran crueldad
a esos seres incipientes.
Esa sangre ya presiente
otra, de la divinidad;
ésta, cercana a Navidad,
la otra será concluyente
para salvar a la gente
y, de Dios, será gratuidad.

3. Oración

Te pido, Señor,
por tantos niños que son maltratados y abusados en todo el mundo,
y por los que viven en extrema pobreza;
igual te pido, a la vez que denuncio,
para que se acabe esa maldición llamada aborto,
en que tantos niños inocentes son asesinados en la actualidad.
Ten misericordia de todos nosotros
y cambia nuestros corazones
para que podamos tener un mundo mejor.
Amén.

4. Contemplación (en un profundo silencio interior nos abandonamos por unos minutos de un modo contemplativo en el amor del Padre y en la gracia del Hijo, permitiendo que el Espíritu Santo nos inunde. En resumen, intentamos prolongar en el tiempo este momento de paz en la presencia de Dios).

5. Acción

Verte a ti, Jesús,
en los niños,
es mi compromiso hoy.
Defender la vida,
tiene que ser parte de mi modo de pensar y actuar siempre.
Amén.